ANIMALES

Colombiano adapta su moto para llevar a su perro de viaje y no dejarlo solo en casa

El canino disfruta de los largos paseos por su país.

David Guzmán Bastidas ha logrado combinar dos cosas que ama en la vida. El colombiano oriundo de Cali ha acondicionado su motocicleta Harley-Davidson adaptándole un sidecar para que su Golden Retriver llamado Max no se pierda sus recorridos.

La decisión de contar con su mascota cuando disfruta de sus recorridos en motocicletas, es la mejor idea que ha tenido este amante de los animales. Son pocas las personas que han criticado este tipo de medio de transporte.

“A Max le gusta lo que a mí me gusta. Ir a los ríos comer, disfrutar de un helado de coco y dormir, pero sobretodo salir a rodar y sentir los buenos vientos”, relató el colombiano que se siente enamorado de su mascota.

Max “va con un casco, lentes, una chamarra por si hay frío, un termo con agua, su alimento, bolsas para recoger sus necesidades y un importantísimo cinturón de seguridad”, explicó Guzmán, dejando un lugar en sus declaraciones para reiterar su compromiso con el canino.

Créditos: David Guzmán Bastidas

El motociclista dice que «es importante hacer paradas para que el perro estire sus patas y pueda disfrutar más del viaje”. Sin olvidar todos los protocolos y los límites de velocidad cuando salen a viajar juntos.

En todo el trayecto Max tiene gafas para no afectar de sus ojos. Además, cuenta con su documentación relativa para presentarlo en caso de que las autoridades lo requieran. Y por su puesto cuenta con su respectivo casco.

Créditos: David Guzmán Bastidas

“Él va seguro con su límite de velocidad en ciudad de 40 a 60. Y en carretera hasta 80. Es un perro como cualquier otro que disfruta ventilarse y que más que lo hace en su sidecar”, menciona el motociclista colombiano.

Cuando el motociclista decidió compartir sus experiencias por las redes sociales, recibió un comentario singular. Se trataba de una mujer que se emocionó en esas imágenes para mejorar su aptitud ante la vida. Guzmán puntualiza “hasta que no hayamos amado a un animal, una parte de nuestras vidas permanecerá dormida”.

«Es por esto que son excelentes compañeros emocionales…» “Tener un animal perro o gato no es juguete, pero es una excelente compañía para los niños y eso conlleva a una responsabilidad mutua, ya que los sentimientos bonitos se forman desde el inicio, del amor desde un ser vivo distinto a nuestra raza”, relató.

Créditos: David Guzmán Bastidas

Max es un perro alegre, amigable, le gusta sonreír a las cámaras. Es un perro que se deja querer por todos. Gracias a todos los seguidores, nuestro plan no era ser viral, sino disfrutar de los buenos vientos”, señaló Guzmán al medio antes mencionado.

¡Deja tu comentario aquí abajo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.