AMBIENTAL

El 1,2 % de energía solar que produciría el Sahara podría abastecer a todo el mundo

Tan solo el 1,2% del desierto del Sahara podría abastecer a todo el planeta por medio de la energía solar.

La ecuación es simple y para nada ‘alocada’ ya que según algunos informes en el año 2015 el consumo de energía mundial fue de 17,3 TW de potencia continua durante el año y se necesitaría un área cubierta de 335 kilómetros por 335 kilómetros de paneles solares para lograr cumplir con la demanda energética de 17,4 TW de potencia.

Parece increíble pero es una realidad, el 1,2 % del desierto del Sahara podría suplir enérgicamente al mundo entero, este lugar cuenta con infinitas proporciones y con las características perfectas para la producción de energía solar a gran escala.

Esa sería la propuesta del profesor experto en Materiales Nucleares y Ciclo de Combustible de la universidad de Berkeley, Mehran Moalem.

Energía nuclear vs Energía solar

Son varias las opciones que podrían generar 17.3 TW de energía. Una de las que más se escucha es la energía nuclear pero esta tiene grandes desventajas y problemas en comparación con la solar.

Por cada cada vatio de electricidad producido por un reactor nuclear se desperdician dos vatios, además de que el agua caliente producida por los reactores es toxica para cualquier cuerpo de agua.

En esta medida la producción de paneles no es 100% amigable con el medio ambiente. En su desarrollo se usan productos químicos peligrosos y se generan residuos que deben ser reciclados apropiadamente. Como por ejemplo el tetracloruro de silicio que es un subproducto que necesita un tratamiento especial.

Las nuevas tecnologías están permitiendo el desarrollo y fabricación de paneles solares con capas delgadas. Esta nueva alternativa usa menos energía y materiales, por lo tanto son menos dañinos.

A pesar de las desventajas, es claro que es mucho mas fácil manejar los residuos de la energía solar que los de la energía nuclear.

Otro punto que tendría que negociarse para el desarrollo de este proyecto es la relación con los proveedores. China es el principal fabricante, su apoyo es fundamental para bajar los costos del proyecto y darle viabilidad a la prepuesta.

Mejoras al ecosistema desértico.

Extrañamente la instalación de una planta en un lugar como el Sahara evitaría la erosión del desierto. La sombra que generarían los paneles disminuiría las tormentas de arena que contaminan el aire y ocurre precisamente por la erosión del suelo, increíblemente la energía eólica y solar podrían ayudar a que el diserto sea mas verde.

Si deseas saber más sobre la propuesta de Mehran Moalem pulsa en este enlace.

¡Deja tu comentario aquí abajo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *